Síguenos en:
RD
Por Equipo RedLACRE, Noviembre 14, 2016

Programa Incide Dominicana: Reciclaje Inclusivo por y para los recicladores

En República Dominicana, la gestión de residuos en general tiene grandes desafíos: los sitios de disposición final son mayoritariamente vertederos a cielo abierto en los que una masiva presencia de recicladores trabaja de manera informal. Gran cantidad de vertederos ilegales contaminan quebradas y ríos, sobretodo en sectores de mayor pobreza. La capacidad de los actores públicos de controlar realmente la gestión de los residuos es baja, lo que genera una serie de situaciones anómalas de discriminación y abuso a los recicladores.

El Movimiento de Recicladores de República Dominicana (MNRRD) se ha ido constituyendo y creciendo gradualmente desde el año 2012, con gran esfuerzo de sus líderes. En este proceso, lograron participar, desde el año 2014, de la construcción de un proyecto de ley general de residuos. Dicho proyecto de ley, actualmente en discusión en el Congreso de la República, plantea grandes desafíos de implementación, sobretodo si consideramos la situación actual y la visión que se quiere alcanzar: cierre de vertederos a cielo abierto y establecimiento de sistemas municipales de recolección selectiva de reciclables.

Si bien los recicladores organizados en el MNRRD habían logrado poner sus propuesta en el proyecto de ley, no participaban directamente de las instancias formales de avance del proyecto, sino sólo través de aliados y plataformas multisectoriales, lo que redundaba en que los recicladores organizados no manejaban información directa del estado del proyecto de ley ni sobre la consideración de sus propuestas.

En este escenario, el trabajo conjunto de la Red LACRE y el MNRRD se enfocó en buscar espacios para la representación directa de los recicladores, defendiendo sus intereses y propuestas ante actores institucionales, en el marco de la gestión del proyecto de ley. Al mismo tiempo, se buscó posicionar a los recicladores organizados con una voz propia, ante aliados, instituciones públicas y opinión pública en general. Para esto se realizaron contactos y presentaciones ante funcionarios ministeriales y municipales, y alcaldes electos y candidatos a alcaldes y síndico, así como ante y diputados y senadores.

¿Qué logramos en seis meses de trabajo conjunto?

– El Anteproyecto de Ley de Gestión de Residuos Sólidos fue revisado y comentado por 44 recicladores miembros del MNRRD en talleres

  • Propuestas de recicladores presentadas a legisladores
  • Proyecto de ley actualmente en debate en el nuevo periodo legislativo

– Sensibilizamos, aprovechando el espacio abierto por las elecciones municipales 2016, a candidatos a alcalde en el enfoque de Reciclaje Inclusivo. Siete candidatos a alcalde de Santo Domingo y Santiago de Los Caballeros, recibieron una carta de compromiso con el Reciclaje Inclusivo, siendo firmada por cuatro de estos

– Llegamos con acciones directas de sensibilización y formación para la incidencia política a:

  • 44 recicladores de 11 provincias del país
  • 20 funcionarios públicos y aliados del tercer sector

– La Comisión Nacional de Derechos Humanos presentó una demanda judicial en contra de funcionarios de la policía por maltratos a recicladores del vertedero Rafey durante manifestaciones a favor de mejoras en las condiciones de trabajo

Felipe Rosario, presidente del MNRRD, señala, “las capacitaciones sobre cómo se hace incidencia en políticas públicas y el conocimiento de la ley que estamos discutiendo, que si se aprueba será nuestro futuro, son las herramientas que los recicladores necesitamos para poder decir: estamos organizados, esto es lo que tenemos, esto es lo que queremos y hacia eso vamos”.

Los cambios que propone el proyecto de ley de residuos implican grandes esfuerzos y probablemente gradualidad. Es de primera importancia que la situación de cierre de vertederos sea abordada como una situación de derechos humanos, que requerirá un abordaje especial de la situación de miles de recicladores, muchos de ellos probablemente indocumentados. La tarea de cambiar las prácticas sobre gestión de residuos es un esfuerzo país de largo plazo, que requerirá liderazgo y coordinación nacional, liderazgo local de los municipios para la implementación de los nuevos sistemas de gestión, e instrumentos de fomento públicos que permitan salvar las brechas.

Ver más noticias »